Estos 70 temas no son la música de una película sin filmar. No. Su duración acumulada daría para cubrir holgadamente una serie de 20 capítulos de una hora en una serie de televisión. Son 70 temas que respaldaron el largo proceso de imaginación y escritura de un guión complejo y sinuoso que se ocupa del amor y la historia, del amor y la violencia, del amor y el odio. Cada pieza es el "background" que permitió escribir (colocar) cosas sobre él, o lo contrario : música que permitió imaginar lo que debía suceder.

     Con la música de Arcadia Blues nada puede asegurarse. Si saldrá de los gramófonos o la impondrá el sensiblero autor por vía de la fuerza. O si un personaje la recordará o imaginará arbitrariamente. O si tomará forma de sintética "cortina" para transidir de esto a aquello... Tampoco si va a pelo o contrapelo de lo que se ve (como aquel vergonzante secuestro en donde los negros borrachos se alzan con el delicado protagonista mientras se escucha "Boogie Chillen" en la voz de John Lee Hooker). Las notas acompañan o apuntalan visiones, o se impondrán como argumentos que las imágenes son incapaces de aportar. No es de extrañar que el "Stardust" de Hoagy Carmichael, instrumental del año 1927, lo cante más luego, años después, en otra parte del mundo, el inmenso Nat King Cole. Lo cierto es que la música es el eje de todo -esto- y así será aunque lo seleccionado hasta ahora evolucione a la mitad o al tercio o a ... nada.

     Si el resultado fuese una película sin música, ésta estará , sin embargo, por dentro inspirando todo gesto, todo movimiento. Como en una faena de Morante, en donde nos olvidamos de pedir música a la banda porque la estamos viendo allí, en cada soberbio lance del increíble José Antonio.

Haga click en el barquito y escuche el primero de los 70 temas.

Vea el listado para escoger cualquiera de ellos

BARQUITO ARCADIA REUTEADO 10.png